domingo, 17 de julio de 2016

DUCHAMP Calvin Tomkins

En el año 1999 la editorial Anagrama publicó un libro maravilloso sobre Marcel Duchamp. Lo mejor de este libro es que además de reconocer al genial Marcel es un viaje fascinante por el arte contemporáneo, pero sobre todo por las postvanguardias.

Calvin Tomkins

Marcel estuvo en contacto con todos los grandes artistas de su tiempo, pero no sólo con ellos, también con los y las mecenas como Peggy Guggemheim y las modelos que también jugarán un papel importante en su vida.
Marcel Duchamp jugando con Man Ray al ajedrez.

En el libro queda de manifiesto su relación de amistad con Man Ray, unidos por el ajedrez y por la creatividad.
Todo ello magníficamente documentado pero imbrincado en una lectura que se hace amena. 
Me encantó descubrir como Duchamp no hizo nada nunca por autopromocionarse, él era así, no era de ninguna manera especial, ni quería serlo, asumía la excentricidad como un comportamiento natural, epatar no era una intención, era su personalidad.

Marcel Duchamp vestido como su alter ego Rose Sélavy

En estos tiempos que corren donde todo el mundo quiere ser original, esta biografía te muestra como esa aspiración no es nueva y como, igual que hoy en día, la originalidad radica en no serlo, lo original es lo auténtico y lo auténtico lo es per se, sin necesidad de hacer gala de ello.
Marcel Duchamp jugando al ajedrez con una modelo en un museo

Calvin Tomkins tiene una larga trayectoria como escritor, colaborador asiduo del New Yorker, cuando escribió este libro ya había publicado otros sobre arte. Tomkins conoció a Duchamp en 1959, cuando el artista tenía 72 años, el propio Tomkins dijo: "Podría decirse que toda mi carrera de escritor no ha sido más que una preparación para este libro"
Uno de los últimos libros de Clavin Tomkins
Calvin Tomkins ha escrito en el año 2013 "Marcel Duchamp: The afternoon interviews", donde recoge las entrevistas que mantuvo con el artista en el año 1964.
Portrait No. 29 (Double Exposure: Full Face and Profile), Victor Obsatz (born 1925), Philadelphia Museum of Art, Pennsylvania
En el transcurso del relato queda claro que la seducción innata de Duchamp conquistó también al autor del libro que se deja llevar por la fascinante historia de un artista que fue capaz de sobrevivir al arte e incluso a él mismo. Duchamp inventó la palabra REINVENCIÓN.

No hay comentarios:

Publicar un comentario